Quebec, ideal para una propuesta de matrimonio

La ciudad de Quebec es la Europa de América, es un cuento encantado y el lugar perfecto para dar el “¡Sí, acepto!”. En cualquier estación del año Quebec regala escenarios bellos y originales para hacer una propuesta de matrimonio en un ambiente totalmente romántico.

Quebec10

Ya sea en algún restaurante, una plaza o a mitad de una callejuela, seguramente un “compromiso” concretado en Quebec será mágico. En esta ciudad hay un montón de espacios que se prestan para ser el lugar ideal para hacer una propuesta de matrimonio; sin embargo, podrías recurrir a algo con “más producción” y para ello te daré algunas ideas.

Château Frontenac. Es obligado pensar en este lugar como primera opción porque además de ser un hotel espectacular, es ícono de la ciudad. Lo ideal es que reserves una mesa en su restaurante Le Champlain, con vista al Río San Lorenzo. No olvides comentar tu propósito al concierge del hotel y seguramente así pondrán especial cuidado en que todo salga a la perfección. Definitivamente una cena romántica con deliciosos platillos y las luces brillando a lo lejos, harán que el momento sea inolvidable.

Quebec3

Carruaje y champagne. Si harás la gran pregunta en primavera u otoño puedes comprar una botella de champagne, dos copas y luego tomar alguno de los carruajes que pasean por el Vieux-Quebec (Viejo Quebec). Aprovecha una pausa frente a alguna plaza o bajo una de las puertas de la muralla para hacer la entrega del anillo. Esta opción no la recomiendo en verano porque hace mucho calor y hay demasiada gente por las calles, y tampoco en invierno es posible porque la nieve no permite el pasar de los carruajes.

Quebec1

La PlaceRoyale. Uno de los puntos más bonitos de la ciudad es precisamente la Place Royal. Ahí, frente al templo de Notre-Dame-des-Victoires podrás hacer la gran pregunta y luego ir a cenar a uno de los acogedores restaurantes que hay en la Calle Saint-Pierre o en Petit Champlain, que son de lo más típico de Quebec.

Quebec5

Fountain de Tourny. Esta fuente está fuera de la muralla, frente al Hôtel du Parlement. Si bien este es un punto que pudiera parecer más sencillo, el sólo hecho de tener al imponente edificio detrás lo convierte en un lugar simbólico del destino.

Terraza Dufferin. Esta hermosa terraza data de 1885 y se encuentra justo frente al Château Frontenac. Desde ahí se tiene una maravillosa vista de la Ciudad Baja y del Río San Lorenzo. Durante el verano es vibrante y hay espectáculos callejeros de buena calidad, durante el invierto está cubierta de nieve y en el otoño las vistas se pintan de tonos ocre y naranja de los árboles a lo lejos. Este es uno de los sitios más emblemáticos de Quebec y por lo tanto, también es ideal para pedir matrimonio.

Quebec6

Funicular. Esta es una idea un poco más loca, porque se trata de “comprar” un viaje de ida o vuelta tan sólo para dos; una vez que las puertas se cierren podrás hacer la pregunta y para cuando lleguen estarán comprometidos. El funicular hace el traslado desde la Ciudad Baja a la Terraza Dufferin.

Quebec2

Isla de Orleans. Este pequeño pedazo de tierra en medio del San Lorenzo es un encanto que seguro amarás como espacio para esperar el anhelado “¡Sí, acepto!”. En el otoño se tiñe de naranjas, ocres y tonos rojizos, y está a tan sólo unos 5 kilómetros del centro de Quebec. Ahí encontrarás adorables hoteles donde podrán tener una estancia intima que será el ambiente idóneo para comprometerse. Obvio que el brindis ideal en este caso debe ser con sidra de hielo, que es un vino dulce y delicioso que se produce ahí mismo.

Para llegar a Quebec puedes volar directo desde la Ciudad de México a Montreal. Aprovecha el viaje para pasar unos días en esa ciudad que es siempre entretenida e interesante y luego puedes ir en tren hasta Quebec City, que es la capital de la provincia del mismo nombre.

El trayecto en Via Rail  de Montreal a Quebec es de 3 horas y media y es un viaje muy cómodo porque ese tren cuenta con todos los servicios, wifi gratuito y alimentos incluidos si viajas en primera clase.

Ahora sólo me resta decirte “¡Felicidades por tu boda!”

Vero Tipsdeviajero

Vero Tipsdeviajero

Mujer, madre, hija, amiga, esposa, hermana, trabajadora, bloguera… mexicana. Ni foodie, ni experta en viajes, simplemente una mujer viajando y compartiendo sus experiencias.
Vero Tipsdeviajero

Publicaciones recientes de Vero Tipsdeviajero (ver todos)